Saturday, July 24, 2010

Omar Parte 1


Omar Parte 1

-¿Cuánto necesitas?
-No sé, cien o ciento cincuenta, tu sabes, pa’ la formula y los pampers.
-¿Y que estas dispuesto a dar a cambio?
-Lo que tú quieras, mami.
-Arrodíllate y ponte a mamar.
-Ma’i tu sabes que yo no…
-¿Quieres o no quieres el dinero?
-Me case por el bebe, ma’i.  A ella no la quiero.
-¿Y de qué me sirve ahora que no la quieras?






            Ivonne le enseñó a Antonio jugar billar, así cuando salían con Waldemar los fines de semana no tendrían que echarse una pelea con los bugarrones que entraban al el negocio de Don Mon. 
El trió solo se juntaba los fines de semana.  Durante la semana Ivonne y Waldi vendían pasto en Dulces Labios.   Antonio se vestía de mujer y a la calle a conseguir lo que debía de matrícula, renta, y comida. 
Compartía un apartamento antiguo con Darrel, y la Annie de Arroyo.  El Nueyorican estaba haciendo su maestría y casi nunca estaba en la casa. 
Annie hacía seis meses que tenía a un solda’o desertor de la guerra de Vietnam escondido en el cuarto.  Entre los dos lo mantenían.
Nada le llegaba fácil a Antonio.  Lo que la tía le daba no era suficiente para la clase de vida que él tenía. 
Le pedía poco a su madre, todo el dinero se lo controlaba su marido que por no darle un centavo a Antonio era capaz de enterrarlo en la luna.
Que conste, aparte de los veintinueve créditos que tomaba por semestre, trabajaba en la biblioteca y en el comedor. 
Pero era una maldita necesidad el mantenerse ocupado para no pensar mucho en aquel cabrón que le había arruinado la niñez.

-Mira nene, te doy 25 centavos si te vas detrás de mí al rio.
-No.
-A’e María, que piernitas tan lindas tienes.

No comments:

Post a Comment

Blog Archive

Followers