Monday, May 31, 2010

Las Musas Inquietantes










Las Musas Inquietantes


¿Madre, en tu segunda muerte
quien ata el pañuelo que sella tu boca?

Las apariencias descienden
con rostro anónimo,

musas inquietantes que rondan
mi moisés, mi cordura. 

Pídele a Ariel te acicale  
con ubre de vaca, o baños tibios de sal,

pues yo estoy de fiesta.
He vuelto a vivir.  Madre estoy vivo.



©  Sergio A. Ortiz May 31, 2010

No comments:

Post a Comment

Blog Archive

Followers